¿Y quién fue José Sabogal?

José SabogalEl Perú fue, alguna vez, tierra de artistas. Los compositores, escritores, músicos y artistas plásticos que surgieron en este país durante la primera mitad del suglo 20, marcaron la pauta y tendencias del arte latinoamericano o, en su defecto, estuvieron siempre entre los grandes nombres de la producción intelectual y artística. Muchos de ellos provinieron del interior, como el caso de nuestro biografiado de hoy, un pintor y ensayista que hoy es virtualmente desconocido, a pesar de figurar entre los mejores pintores de su tiempo a nivel nacional e internacional. El poco valor que se le da a nuestros artistas a través de los años padece hoy su hora más crítica, razón por la cual consideramos importante rescatar su memoria a través de estas publicaciones. Hoy, que se cumplen 125 de su nacimiento, hablemos un poco acerca de quién fue José Arnaldo Sabogal Diéguez:


Nació en Cajabamba, provincia del departamento de Cajamarca, el 19 de marzo de 1888. A la corta edad de 9 años intentó escapar hacia la costa pero el travieso niño fue interceptado por unos amigos de sus padres.

A los 12 años conoció el mar; gracias a una beca que lo llevó hasta un colegio en Trujillo. Pero a los pocos meses fugó del internado y, en cinco días de marcha a pie, volvió a su pueblo. A los 16 años decidió recorrer el mundo, una muestra más de su espíritu aventurero y artístico.

Sus años adolescentes los pasó en el valle de Chicama, soñando con viajar a Europa. A los 20 años se embarcó para Lima y algunos días después, por la ruta de Panamá, se dirigió a Italia. En Roma inició sus estudios para pintor con apasionada voluntad.

Viajó por Francia y por las costas africanas de Argelia y Marruecos. Entró a España y recorrió muchas penínsulas con la rara sensación de ser o no ser así como hijo pródigo de la bravía tierra española.

Dejó Europa en aventura de buque velero, radicó en Buenos Aires; reanudó sus estudios y corrió grata y fecunda bohemia con inolvidables camaradas de arte. En los Andes argentinos del Norte hizo provechosa tarea de paisaje y de figura, con los autóctonos, como interesante motivo.

Volvió a Buenos Aires en tránsito hacia Europa, pero la belleza inédita de los Andes americanos tuvo en él fuerte atracción y planeó regresar al Perú, esta vez con rumbo a Cusco. Realizó un viaje inolvidable por la magia arcaica que la ruta del Altiplano, el Titicaca y el sagrado río Vilcamayo operaron en su sensibilidad.

En Cusco se detuvo seis meses solo para dedicarse a pintar, tratando de interpretar su carácter, su bella luz plateada y sus dorados “soles de los gentiles”. Esta tierra cusqueña tuvo fuerte embrujo en el desarrollo de su posterior obra en el Perú.

En Lima expuso sus telas pintadas en Cusco, el 15 de Julio de 1919, en una histórica muestra titulada Impresiones del Ccoscco, aprovechando un remanso de la borrasca política de esa hora. Esta muestra pictórica mostró al país desde su ángulo más exótico. El medio limeño vio con asombro estas imágenes alegóricas de un Perú que no conocía del todo, un país dentro de otro país, desde los trazos inspirados de Sabogal.

Obras tempranas de Sabogal como La primera misa (1919), mostraban la influencia del regionalismo que dominaba tanto la pintura española como la argentina. Sabogal promovió el rescate de temas de costumbres y el paisaje peruano retratándolos en un estilo donde los colores vivos aplicados con una pincelada fluida se unen a una composición vigorosa. Su estética, basada en la demostración de una cierta crudeza técnica, le valió el título peyorativo de “pintor de lo feo”. Llegando a veces a la caricatura, las estilizaciones figurativas de Sabogal condensaban las ideas de vigor y de fuerza bajo las cuales se fue definiendo su propuesta estética. Las obras del pintor manifiestan su forma de expresión a través de gruesos y vigorosos trazos muy expresivos. Sus figuras recias casi estáticas, de espíritu andino se presentan agradables y originales.

A partir de 1920, Sabogal enseñó en la Escuela Nacional Superior Autónoma de Bellas Artes del Perú. Fue director artístico de la revista Amauta, cuyo primer número, aparecido en 1926, lleva un dibujo de su autoría en la carátula. Entre 1932 y 1943, sirvió como director de esta institución. Posteriormente, José Sabogal y Luis Eduardo Valcárcel fundaron el Instituto Libre de Arte Peruano en el Museo Nacional de la Cultura Peruana.

Posteriormente viajó a México, donde coincidió con fuertes e influyentes movimientos artísticos que se producían en esos tiempos en tierras aztecas; y regresó de allá con mayores ímpetus para continuar su peregrinación de pintor por el territorio peruano. En 1942 fue invitado a los EE.UU., para luego retornar a México donde su prestigio había crecido tanto que lo consideraron huésped del gobierno, con gran reconocimiento de parte de la comunidad de artistas locales.

De regreso en 1943, reanudó sus funciones de Director de la Escuela Nacional de Bellas Artes, pero en julio del mismo año, urgido por sus inquietudes de pintar, optó por sus propias tareas.

En 1946 aceptó el simpático requerimiento del Museo de la Cultura Peruana para formar el Instituto de Arte Peruano. Los seis pintores “Indigenistas” que lo formaron investigaron en las Artes Peruanas de todos los tiempos y formaron el periodo moderno el Museo de las Artes Populares.

Entre sus discípulos figuran Camilo Blas, Enrique Camino Brent, Julia Codesido, Cota Carvallo, Jorge Segura, Aquiles Ralli, Gamaniel Palomino, Pedro Azabache Bustamante, Andrés Zevallos y Eladio Ruiz, todos ellos grandes nombres de la pintura nacional. También destacó como escritor y ensayista, siendo algunos de sus principales títulos publicados: Mates burilados: Arte vernacular peruano (1945), Pancho Fierro (1945), El toro en las artes populares del Perú (1949), El Kero, vaso de libaciones cusqueño de madera pintada (1952), El desván de la imaginería peruana (1956), Del arte en el Perú (1975).

El 15 de diciembre de 1956, falleció José Sabogal luego de dos días de crisis. En su caballete quedó, sin terminar, el retrato de una amiga.

(Visited 1.235 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *